Menú

Tuesday, 22 September 2020

La verdadera historia de Ángela Vicario

Me llamo Ángela Vicario. Seguro que no me recuerdas, pero yo te refrescaré la memoria. Soy uno de los personajes de una novela de ese tal García Márquez, un colombiano famosillo que usaba vidas ajenas con fines literarios. Por supuesto, en el mundo real tenía otro nombre, pero el que me otorgó el Gabo me gusta más.

Hace mucho tiempo que no formo parte del reino de los vivos, pero como al escritor le dio por inmortalizarme en las páginas de su libro, mi espíritu sigue vagando por todos lados. Me aburría en la ciudad de Sincelejo, así que decidí mudarme a unas islas en el Atlántico llamadas Afortunadas. Por algo será.

“fui rechazada en mi noche de bodas por no ser virgen”

Por voluntad propia he dejado de ser un personaje literario y me he convertido en cronista, periodista, escritora, o algo parecido. El caso es que ahora soy yo la que te va a contar algunos asuntos truculentos acontecidos por estos lares que a lo mejor no te crees, pero eso me da igual. Lo cierto es que se te pondrán los pelos de punta y tal vez necesites un somnífero para conciliar el sueño. Advertida y advertido quedan.

Si quieres dormir a pierna suelta no te asomes por aquí. Las chicas que publican esta revista me ha dado carta blanca para escribir lo que me venga en gana. Te confieso que tengo muy malas pulgas. No olvides que fui rechazada en mi noche de bodas por no ser virgen, y fui vengada por mis hermanos quienes se mancharon las manos de sangre…

La verdadera historia de Ángela Vicario. Foto: Marca

Nos vemos en la próxima entrega, si es que te atreves a leer mis relatos.

Fotos: Medium/Marca

+ Artículos

Lo más leido

Zuleima Falcón, del judo al cielo

Zuleima Falcón entró en contacto con el judo a los 6 años. Esta joven deportista grancanaria asegura que fue gracias...

Jorge Hernández: Compromiso e igualdad en el judo

El judo suele pasar desapercibido en los medios de comunicación. A pesar de ser uno de los deportes más practicados...

Y construyó su mundo libre

Entre la arquitectura técnica y la cerámica el tiempo no le alcanza a Claudia Diaz. Mientras comparte con nosotras su experiencia creativa, vamos entendiendo...

Roller Derby: rompiendo estereotipos en el deporte

Que los estereotipos son el pan nuestro de cada día lo sabemos. En algunos ámbitos como el deportivo se ven aún más. Según el...

¿Micro?GRANDES Machismos

Solo en las primeras horas de la mañana, incluso de la madrugada, pequeños gestos hacen la diferencia. Porque si durante la noche el bebé...

Suscríbete

Recibe las últimas novedades

Home Escríbelo tú La verdadera historia de Ángela Vicario