Menú

jueves, 22 octubre 2020

Zuleima Falcón, del judo al cielo

Zuleima Falcón entró en contacto con el judo a los 6 años. Esta joven deportista grancanaria asegura que fue gracias a su madre, que la aconsejó practicar algún deporte por las tardes. Después de haberlo intentado en natación y que no le gustara, le sugirió probar con el judo. “Cuando llegué, me entró por los ojos”, asegura la judoca. Fue, como quien dice, un amor a primera vista. 

Durante seis años, Zuleima practicó judo como una actividad extraescolar. Cuenta que lo eligió “por los valores que transmite y por la manera de hacer deporte”. Todos juntos, como una piña, para lo bueno y para lo malo. 

A los 12 años comenzó en el proyecto Las Nieves-Akari. Acompañada por su entrenador, Jorge Hernández, empezó a prepararse para competir en los más altos niveles. Un camino en el que ha habido sacrificios y duros entrenamientos. Pero también aprendizaje y crecimiento personal. 

Hablar con Zuleima es cargarte de energía. Por su optimismo y por la fuerza que transmite. Su compromiso, su constancia y su esfuerzo la han llevado a tener un palmarés excelente. Entre otras distinciones, ha sido 5 veces campeona de Canarias y ha ganado 11 medallas en la Copa de España. Fue subcampeona de España Cadete, tercera de España Junior y quinta en la Copa Europea de Fuengirola el año pasado. Y fue convocada por la selección española para las llamadas Olimpiadas de la Juventud que se celebraron en Bakú en 2019.

¿Qué fue lo que te llevó a empezar a competir?

Ir a una competición siempre te llama mucho la atención, pero al principio no lo tenía muy claro. Cuando empecé, vi que tenía talento. Que podía ganar y marcarme unos objetivos. Y me pregunté: ¿Por qué no intentar competir y ver a dónde puedo llegar? Al final he llegado a conseguir medallas nacionales.

BAKÚ FUE EL RESULTADO DEL SACRIFICIO DE ESTAR ENTRENANDO DÍA A DÍA

El año pasado fuiste al Festival Olímpico de la Juventud Europea que se celebró en Bakú (Azerbaiyán). Más de 3500 atletas de 48 países. ¿Cómo viviste esa experiencia y qué te llevas de ese momento?

Lo viví con mucha ilusión por haber conseguido esa plaza. Es el resultado del sacrificio de estar entrenando día a día. Lo dices y parece muy fácil, pero hay que ver todo lo que lleva detrás. Todo el camino, todas las derrotas. Con cada derrota te tienes que levantar con mucho más ánimo y no tirar nunca la toalla. 

De cada competición te llevas algo. Yo, por ejemplo, me llevo experiencia y muchas alegrías. Aunque haya perdido el primer combate, me llevo muchas más ganas de conseguir otra oportunidad para ganar una medalla.

Zuleima Falcón, del judo al cielo. Foto/ Yaiza Mederos

El reconocimiento y la visibilización de las mujeres en el ámbito deportivo ha sido y es una lucha constante en el mundo del deporte. Más aún en aquellos que son considerados minoritarios porque tienen menor repercusión. ¿Cómo crees que se puede cambiar eso?

Creo que todo debería comenzar desde la base, desde casa. Enseñar que una mujer puede hacer cualquier deporte. Sé que nosotras podemos llegar a algo más, incluso más que un hombre. Y pienso que el deporte de las mujeres debería verse mucho más. Cada persona tiene que poder cambiar su propio pensamiento para cambiar el mundo.

Con cada derrota te tienes que levantar con mucho más ánimo y no tirar nunca la toalla

Muchas mujeres se han sentido -y se sienten- juzgadas cuando hacen un deporte que es considerado masculino. ¿Te has encontrado con alguna limitación o con algún estereotipo a lo largo de tu carrera?

Sí. Me he encontrado con algunos comentarios. Dicen que el judo es muy agresivo y que es de hombres. Pero, a veces, el judo femenino es más agresivo que el masculino. Son pensamientos erróneos que tiene la gente. Yo puedo hacer judo perfectamente.

Zuleima Falcón, del judo al cielo

¿Cuáles son los objetivos que te planteas en un futuro próximo?

El primer objetivo es el campeonato de España. Hay que empezar por la base de una casa, ¿no? No se puede empezar por el techo si no tenemos los cimientos (ríe). Y luego ir sumando. Medallas europeas, campeonato de Europa, ir a las olimpiadas del mundo…

Sueños propios de una luchadora. Como también lo fueron sus antecesoras. Mujeres que se arriesgaron a reinvidicar su espacio en un mundo deportivo copado por los hombres.

Keiko Fukuda, la judoca con mayor rango de la historia, Rena Kanokogi, que tuvo que disfrazarse de hombre para competir, Ryoko Tani, Lucie Decosse, Yuko Fujii, Isabel Fernández, Sara Álvarez…. Son solo algunas deportistas, de una larga lista, que han hecho leyenda en judo. Mujeres, como Zuleima Falcón, que tenemos el deber de visibilizar, de valorar y de reconocer. 

El judo, dice, es “su forma de vida”. Un deporte con el que está comprometida al 100% por el que ha hecho muchos sacrificios. Sacrificios que, afirma, han merecido la pena porque le han permitido conocer muchos lugares, ganar experiencia y hacer amigos.

Con personas como Zuleima, la judoca de sonrisa eterna, sabemos que los y las jóvenes llegan al deporte pisando fuerte. Que no dudarán en coger el relevo generacional. Una juventud que estará atenta para romper las barreras que sean necesarias para que todas las personas puedan practicar el deporte que les haga felices. Una juventud que, sin duda, llegará a lo más alto. 

Fotos: L&B Actual/Las Nieves-Akari

+ Artículos

Lo más leido

Zuleima Falcón, del judo al cielo

Zuleima Falcón entró en contacto con el judo a los 6 años. Esta joven deportista grancanaria asegura que fue gracias...

Jorge Hernández: Compromiso e igualdad en el judo

El judo suele pasar desapercibido en los medios de comunicación. A pesar de ser uno de los deportes más practicados...

Y construyó su mundo libre

Entre la arquitectura técnica y la cerámica el tiempo no le alcanza a Claudia Diaz. Mientras comparte con nosotras su experiencia creativa, vamos entendiendo...

Roller Derby: rompiendo estereotipos en el deporte

Que los estereotipos son el pan nuestro de cada día lo sabemos. En algunos ámbitos como el deportivo se ven aún más. Según el...

¿Micro?GRANDES Machismos

Solo en las primeras horas de la mañana, incluso de la madrugada, pequeños gestos hacen la diferencia. Porque si durante la noche el bebé...

Suscríbete

Recibe las últimas novedades

Inicio Palabra de mujer Zuleima Falcón, del judo al cielo